La transformación y avance en el sector laboral en las últimas décadas ha hecho a ésta industria más fuerte y competitiva, dándose un cambio de paradigma en la cultura de trabajo, prestándole especial interés a la eficiencia de una organización reflejada en su calidad a partir de los recursos con los que cuenta. Salonova & Schaufeli (2004) mencionan que es necesario dar respuestas a demandas emergentes en el ámbito laboral; así mismo, Chiavenato (2009) menciona que ello puede lograrse cuando se ha inculcado en las personas actitudes favorables hacia la organización y hacia el trabajo; es por ello que se considera a la motivación como factor determinante del desarrollo de una organización próspera y saludable. La motivación laboral, es de trascendencia social por tratarse de un problema práctico, lo que se podrá llevar no solo a los contextos de trabajo, sino al comportamiento sociocultural. Deberá estudiarse y además intervenir no desde una postura de cantidad, sino de calidad motivacional, en el sentido que se puedan ejecutar programas que realmente obtengan resultados para que las empresas sean más rentables y más productivas en base a una cultura organizacional que realmente se enfoque en el desarrollo humano de sus colaboradores. Se sabe que una empresa con colaboradores motivados es 43% más productiva; sin embargo, solo el 13% de trabajadores están motivados en latinoamérica (Fischman, 2014). Ese en dicho contexto que no se cuentan con datos fiables que permitan dar cuenta cómo se comporta la motivación según condiciones laborales de su población; no hay investigaciones realizadas específicamente en Perú. Se espera que en los próximos años la difusión académica mediante talleres logre incentivar la creación y el diseño de programas de intervención que ofrezcan herramientas adecuadas para lograr un oportuno y eficaz desempeño en el trabajo, aumentando la calidad motivación, de ésta manera se podrá beneficiar la institución y así se podrá desarrollar una gestión del potencial de sus trabajadores, lo cual permitirá un cambio de paradigma en su cultura organizacional.

Autor: Luis Enrique Zevallos Velasquez | Director General T&P Consulting